Instituto Pedagógico para el
Desarrollo Integral "Crear"

Tips Nota Saludable

Publicado 30 Octubre 2018

Implicaciones del consumo de material pronográfico en niños/niñas y jóvenes

Millones de niños, niñas y jóvenes navegan a diario por Internet con acceso libre a multitud de contenidos no aptos para todos los públicos y sin aparente control. Las estadísticas determinan que aproximadamente 9 de cada 10 niños y 6 de cada 10 niñas están expuestos a material de tipo pornográfico, cifras que preocupan a los padres de familia, instituciones y profesionales de la salud mental.

Según el estudio de Convenant Eyes, el 71% de los adolescentes han intentado ocultar a sus padres su actividad reciente en la red, bien sea borrando historiales, minimizando el navegador cuando está a la vista, borrando el material inapropiado o simplemente usando el teléfono móvil en lugar del ordenador.

“Muchos niños que tienen acceso fácil a internet consumen pornografía a unas edades que no nos podemos ni imaginar”, advierte Bruno Pérez, perito informático forense que detecta a menudo casos de niños y niñas que visualizan en sus dispositivos electrónicos contenido para adultos. Para este profesional, la gravedad del caso se acentúa cuando los menores deciden dar un paso más allá e interactuar con la red, grabándose o fotografiándose completamente desnudos para participar en chats, foros o comunidades “donde hay auténticos depredadores sexuales dispuestos a cazar sus presas”.

Es importante mencionar que, en muchos de los casos, este fenómeno se presenta porque sus pares los inducen, como lo menciona el perito “Todo empieza cuando alguien en el colegio te dice que si pones ‘xxx’ en un buscador como Google salen personas desnudas; y todos sabemos cómo funcionan estas cosas, que un contenido te lleva a otro y así hasta acabar en portales de contenido sexual explícito”. Por otro lado, el control que ejercen los padres en muchas ocasiones no es tan riguroso y no consideran importante hablar sobre este tema con sus hijos/hijas, es por esto que existen aplicaciones muy interesantes y útiles para para el control de consumo de contenidos no aptos para las edades de sus hijos, como lo son:

FamilyTime
Parental Click
Norton Family
Control familiar de Microsoft
ESET Parental Control

Para Ana P. Vives, psicoterapeuta y sexóloga, “que se consuma pornografía online por parte de niños/jóvenes es algo sumamente grave, porque a largo plazo puede provocar serios problemas”. Para esta profesional, el consumo de pornografía en niños puede convertirse en “compulsivo y generar una adicción comparable a las drogas”, añade.

Dentro de las implicaciones encontramos:

1. Se trata de algo potencialmente adictivo. Como tal puede obstaculizar la capacidad de una persona para tomar decisiones claras.

2. Puede distorsionar poderosamente la visión de una persona sobre cuerpos, relaciones y sexualidad.

3. Debido a su influencia distorsionadora, reduce las oportunidades en los jóvenes de tener seguridad en sí mismo, ser felices y crear relaciones duraderas en el futuro.

4. los consumidores de pornografía tienen más inseguridades ante los miembros del otro sexo y más dificultad para desarrollar relaciones cercanas”

Según la experta, el interés por el sexo en edades tan prematuras podría tener una explicación, ya que a partir de los 10 años los niños entran en la pubertad, la primera fase de la adolescencia. “Es aquí cuando empieza la eclosión pulsional, que va acompañada de cambios físicos y psíquicos considerables promoviendo el despertar sexual”.

Para Ana P. Vives, los adultos deberíamos intentar frenar esta situación que afecta a nuestros jóvenes “por el bien de su desarrollo psico sexual”. Considera que un buen momento para sentarse junto a los niños y conversar es hacia los 6 o 7 años, antes de la llegada a la pubertad. “Los padres tienen la responsabilidad de comunicar y sincerarse a nivel de materia sexual para que puedan acompañar en el proceso de maduración psicosexual de sus hijos”.

Fuentes de referencia:
(Clarín, 2018). Tomado de: clarin.com.
(Forumlibertas, 2014). Tomado de: forumlibertas.com.